un mineral necesario para nuestro organismo


El cromo es otro de los minerales que necesita nuestro organismo, pero que no lo puede producir, así que debemos obtenerlo a través de la alimentación.

Este mineral tiene un papel importante en la asimilación y procesamiento de los hidratos de carbono y de las grasas. Además, el cromo destaca porque actúa directamente en la secreción de insulina para aprovechar al máximo la glucosa que tenemos en sangre. De ahí que el azúcar en sangre disminuya si tenemos unos buenos niveles de este mineral en el organismo.

El cromo, además, estimula la síntesis de los ácidos grasos y del colesterol, que son importantes para la función cerebral y otros procesos corporales.

Por cierto, existen varios tipos de cromo en la naturaleza, pero a la hora de comer el que nos interesa es el cromo trivalente, presente en los alimentos y que no es tóxico para nuestro organismo.

Existe el Cromo VI, que es el que se utiliza en la industria y que en ningún caso debe ser ingerido por las personas.

Déficit o exceso de cromo en el organismo

La dosis recomendada de cromo al día está situada entre los 40 (para personas más sedentarias) y los 200 miligramos. El déficit de este mineral en el organismo suele estar muy relacionado con un alto consumo de alimentos refinados, alimentos con mucha grasa saturada y el agotamiento de cromo en los suelos de cultivo.

La falta de cromo se puede observar como un deterioro de la tolerancia a la glucosa y se suele presentar en personas mayores con diabetes del tipo 2 y en los bebés con desnutrición proteico-calórica. Para estas personas se recomienda la suplementación de cromo.

El problema de la suplementación de cromo está en que muchas personas lo están utilizando de manera incorrecta y las personas que quieren perder peso y lo usan como adelgazante, así como algunos deportistas lo toman para rendir mucho más en los entrenamientos y conseguir que el organismo desarrolle mucha más energía a la hora de entrenar.

Sin embargo, un exceso de cromo en nuestro organismo puede llevar a padecer anemia, fallo renal, niveles bajos de trombocitos en sangre, hemólisis o ruptura de glóbulos rojos y problemas hepáticos.

Fuentes de cromo

La principal fuente de este mineral es la levadura de cerveza o en las ostras. Los granos de trigo integral (germen y salvado) son otra buena fuente de cromo, así como las manzanas, los plátanos, las espinacas, los hongos, la carne de res, el hígado, los huevos y el pollo.

Para sacar el mayor partido al cromo de los alimentos se recomienda ingerirlo junto a carbohidratos.

Ver los
comentarios

Aloe vera: un tesoro en tu despensa, neceser y botiquín

Cuidados

S. Palacios

Diferencias entre el azúcar y la glucosa: una de ellas te roba la energía

Niklas Gustafson

Mantecados de limón y coco saludables para endulzar estas navidades

Chef Bosquet

Café, cacao y té: sus propiedades y cómo elegir la opción más saludable

ABC Bienestar para ALDI

ABC Bienestar para ALDI

Cuáles son las mejores máquinas para entrenar en casa y por qué

Fitness

María Alcaraz

Levadura de cerveza: cuáles son sus propiedades y para quién es buena

Nutrición

Melissa González

Comentario

Principal productora de Eventos Deportivos de Alto Performance.

Contactos

© 2022 Tachira Eventos. All Rights Reserved. Made by EMC - Somos Conexión