La NASA prueba un nuevo cohete lunar, 50 años después del Apolo


Con años de retraso y miles de millones por encima del presupuesto, el nuevo cohete lunar de la NASA hace su debut la próxima semana en un vuelo de prueba de alto riesgo antes de que vuelen los astronautas.

El cohete de 322 pies (98 metros) intentará enviar una cápsula de tripulación vacía a una órbita lunar lejana, 50 años después de los famosos lanzamientos lunares Apolo de la NASA.

Si todo va bien, los astronautas podrían ser enviados tan pronto como en 2024 para dar una vuelta alrededor de la luna, y la NASA tiene como objetivo llevar a dos personas a la superficie lunar para fines de 2025.

El despegue está programado para el lunes, 29 de agosto, por la mañana desde el Centro Espacial Kennedy de la NASA.

El vuelo de prueba de seis semanas es arriesgado y podría interrumpirse si algo falla, advierten los funcionarios de la NASA.

“Vamos a presionarlo y probarlo. Haremos que haga cosas que nunca haríamos con una tripulación a bordo para intentar que sea lo más seguro posible”, dijo el miércoles el administrador de la NASA, Bill Nelson, a The Associated Press.

El administrador de la NASA, Bill Nelson, participa en una entrevista antes del lanzamiento programado del cohete Artemis 1 en el Centro Espacial Kennedy, el miércoles 24 de agosto de 2022, en Cabo Cañaveral, Florida. El lanzamiento está programado para el lunes 29 de agosto por la mañana. (AP Foto/John Raoux)

El administrador de la NASA, Bill Nelson, participa en una entrevista antes del lanzamiento programado del cohete Artemis 1 en el Centro Espacial Kennedy, el miércoles 24 de agosto de 2022, en Cabo Cañaveral, Florida. El lanzamiento está programado para el lunes 29 de agosto por la mañana. (AP Foto/John Raoux)

El fundador jubilado del instituto de política espacial de la Universidad George Washington dijo que hay mucho en juego en esta prueba. Los costos crecientes y las largas brechas entre las misiones harán que el regreso sea difícil si las cosas van mal, señaló.

“Se supone que es el primer paso en un programa sostenido de exploración humana de la Luna, Marte y más allá”, dijo John Logsdon. “¿Estados Unidos tendrá la voluntad de seguir adelante ante un mal funcionamiento importante?”

El precio de esta única misión: más de 4.000 millones de dólares. Sume todo desde el inicio del programa hace una década hasta un aterrizaje lunar en 2025, y hay aún más sorpresa: 93.000 millones de dólares.

Aquí hay un resumen del primer vuelo del programa Artemis, llamado así por la hermana gemela mitológica de Apolo.

Poder del cohete

El nuevo cohete es más corto y delgado que los cohetes Saturno V que lanzaron a 24 astronautas del Apolo a la Luna hace medio siglo. Pero es más poderoso, con 8,8 millones de libras (4 millones de kilogramos) de empuje. Se llama cohete Space Launch System, SLS para abreviar, pero se está discutiendo un nombre menos inadecuado, según Nelson.

A diferencia del aerodinámico Saturno V, el nuevo cohete tiene un par de propulsores con correa remodelados de los transbordadores espaciales de la NASA. Los propulsores se despegarán después de dos minutos, al igual que lo hicieron los propulsores del transbordador, pero no se pescarán en el Atlántico para su reutilización.

ARCHIVO - La luna se pone frente al cohete Artemis de la NASA con la nave espacial Orion a bordo en la plataforma 39B en el Centro Espacial Kennedy, el miércoles 15 de junio de 2022, en Cabo Cañaveral, Florida.

ARCHIVO – La luna se pone frente al cohete Artemis de la NASA con la nave espacial Orion a bordo en la plataforma 39B en el Centro Espacial Kennedy, el miércoles 15 de junio de 2022, en Cabo Cañaveral, Florida.

La etapa central seguirá disparando antes de separarse y estrellarse contra el Pacífico en pedazos. Dos horas después del despegue, una etapa superior enviará la cápsula, Orión, a toda velocidad hacia la luna.

Nave lunar

La cápsula de Orión automatizada de alta tecnología de la NASA lleva el nombre de la constelación, una de las más brillantes del cielo nocturno. Con 11 pies (3 metros) de altura, es más espaciosa que la cápsula de Apolo, con capacidad para cuatro astronautas en lugar de tres.

Para este vuelo de prueba, un maniquí de tamaño completo con un traje de vuelo naranja ocupará el asiento del comandante, equipado con sensores de vibración y aceleración. Otros dos maniquíes hechos de material que simula el tejido humano (cabezas y torsos femeninos, pero sin extremidades) medirán la radiación cósmica, uno de los mayores riesgos de los vuelos espaciales. Un torso está probando un chaleco protector de Israel. A diferencia del cohete, Orion se lanzó antes, dando dos vueltas alrededor de la Tierra en 2014. Esta vez, el módulo de servicio de la Agencia Espacial Europea se conectará para la propulsión y la energía solar a través de cuatro alas.

Plan de vuelo

Se supone que el vuelo de Orion durará seis semanas desde su despegue en Florida hasta el amerizaje en el Pacífico, el doble de tiempo que los viajes de los astronautas para poner a prueba los sistemas.

Tardará casi una semana en llegar a la Luna, a 386.000 kilómetros (240.000 millas) de distancia. Después de girar de cerca alrededor de la luna, la cápsula entrará en una órbita distante con un punto lejano de 38.000 millas (61.000 kilómetros). Eso pondrá a Orión a 280.000 millas (450.000 kilómetros) de la Tierra, más lejos que Apolo.

La gran prueba llega al final de la misión, cuando Orion golpea la atmósfera a 40.000 kph (25.000 mph) en su camino hacia un amerizaje en el Pacífico. El escudo térmico utiliza el mismo material que las cápsulas Apolo para soportar temperaturas de reingreso de 5.000 grados Fahrenheit (2.750 grados Celsius). Pero el diseño avanzado anticipa los retornos más rápidos y calientes de las futuras tripulaciones de Marte.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.



Comentario

Principal productora de Eventos Deportivos de Alto Performance.

Contactos

© 2022 Tachira Eventos. All Rights Reserved. Made by EMC - Somos Conexión